CUKUR RESUMEN EPISODIO 45

0
649

CUKUR RESUMEN EPISODIO 45

Nos dejaba el último episodio, consternados, viendo el encuentro de Salih con Saadet y su hijo. Çeto está urdiendo su venganza contra los Koçovali sometiendo a “Vartolu”. Tanto amor en esas miradas. Tanta ternura al descubrir el rostro de su bebé. A un gesto de Çeto, sus hombres toman el bebé y a Saadet y los separa bruscamente.

Mahsun por su parte, cree haber sorprendido a los hermanos Koçovali entrando en la noche y disparando sobre las camas aparentemente ocupadas. Pero Celasun asiste escondido a la redada, En el departamento de los hermanos Koçovali. Cumali se muestra muy contento y cariñoso con Yamaç quien se muestra extrañado. Celasun evadiendo la vigilancia del hombre que Çeto ha puesto para seguirle, consigue avisar a los hermanos a tiempo de que el ataque de Mahsun se vea frustrado. Yamaç hace que los hombres de Mahsun le sigan, para sorprenderlos y acabar con ellos. Por su parte, Cumali espera a que entren el departamento y también los dejan inconscientes. Todos los cuerpos son utilizados para hacer creer a Mahsun que los que ocupan las camas y duermen son ellos.

Mahsun descubre la trampa. Ha matado a sus propios hombres. Se vuelve loco de ira al ver lo ocurrido. Cumali interroga a Celasun acerca de como él sabía lo que iba a ocurrir. Celasun tendrá que confiar en los suyos si quiere no verse metido en un gran problema. Yamaç interrumpe lo que podría ser una declaración y se lleva a Cumali. Celasun permanece en el lugar y finalmente Mahsun lo descubre y lo lleva a presencia de Çeto.

Salih está feliz, a pesar de no poder disfrutar de su hijo, celebra en la calle la noticia, repartiendo dulces en señal de su felicidad. Leemos en la pared

“Ojalá pudiera ser siempre tan inocente”
“Piloto audaz está llegando”.
“La familia lo es todo”

Mahsun golpea y golpea a Celasun tratando de averiguar que ocurrió. Está descargando toda su ira sobre el muchacho con la seguridad de que nadie vendrá a salvarlo. Çeto llega y posteriormente lo hace “Vartolu” que viendo la escena trata de convencer a Çeto que esos no son los modos de atrapar a los Koçovali. Le muestra el material que le encargó. Ya lo tiene? Y para que deje ir a Celasun, le dice que él solo deberá hacer frente a los hermanos. Que ya cumplió el trato y le dará a su esposa e hijo, pero nunca tendrá una sola palabra sobre sus hermanos. Y además le dice Çeto que deje ir al muchacho, que cualquiera entonces tendrá miedo de trabajar con él. Les dice a sus hombres que lo dejen en la puerta de su casa. El plan de Vartolu enfrentando a Çeto parece haber surtido efecto.

“Continúa corriendo” dice un grafiti
“La vida es corta”
“Porque merecemos ser campeones”
Salih vigila la casa donde los ovejas negras retienen a Saadet. Ella feliz canta a su bebé, mientras Salih trata de contenerse. Por un lado, la preocupación de ocultarse de Yamaç, por el otro, la necesidad de estar con su esposa e hijo.

Cuando Celasun es llevado a la casa, su madre lo recoge inconsciente y llora. Mientras Aksin ajena a lo que ocurre, continúa siendo cuidada por Sena. Ambas vigiladas muy de cerca por Mahsun, quien mantiene su obsesión aparente por Sena.
Los Koçovali descansan en el escondite que Cumali les ha enseñado y ahí llegan también Salih y Medet. Cuando despiertan, Cumali insta a Yamaç a interrogar a Salih. Yamaç le dice que estén juntos en lo que quiera que sea que él está metido. Es difícil tratar de defenderlo siempre delante de Cumali.
** Sin duda estos dos tienen mucho en común y se aprecian enormemente.

Aliço insiste desde la noche anterior que su carrito se quedó en la calle y Cumali decide acompañarlo a buscarlo.
Ersoy es dado de alta del hospital con la condición de que regrese a la semana. El doctor le habla de unos cuerpos livianos que han llegado a la morgue y éste insiste en verlos esa misma noche.
Mahsun ha intervenido los conductos de calefacción de la casa donde vive Sena y para ganarse su confianza llega al departamento y le cuenta lo ocurrido. Sena lo invita a tomar un té confiada. Cuando deja la casa, se lleva una de las bolas con nieve que ella tiene como adorno en la casa.
Cumali, Yamaç, Aliço y Medet están desayunando al aire libre, junto al bósforo. Yamaç sigue empeñado con encontrar al químico para resolver el problema con Çeto. Aún no sabe que Alih está trabajando con él bajo amenaza. Çeto advierte a Alih que el bebé no deja de llorar, que termina pronto ese asunto porque ya no pueden aguantar. Mahsun está histérico. Y Çeto adivina que no es sólo el asunto del bebé. Quiere acabar con Yamaç lo antes posible.

Çumali está dispuesto a encontrar al químico y no duda en recurrir a sus antiguos conocidos que le aseguran que el tipo relacionado con el supuesto químico es muy conocido por ser el dueño del billar. Esto le hace sospechar que Ali ha mentido.
Çumali cita a Yamaç para sorprender al tipo. Cada vez estás más cerca de descubrir a Alih y Medet teme que así sea. Pero cuando llegan al billar, encuentran al hombre muerto. Sus hombres intentan sorprenderlos pero los Koçovali acaban con ellos. Sin embargo, un oculto Medet se abre paso una vez que los hermanos dejan el lugar. Es seguro que Medet ha llegado antes para evitar que el dueño del billar hable.

Selim intenta resolver el asunto por el que su padre y Muhait están preocupados, esa mujer que busca a su hija que tienen retenida en un club. Convence con dinero a uno de los camareros, que le advierte que vaya solo. El dueño tiene a la chica en un motel con él, y es peligroso. Pero Selim está dispuesto a demostrar a su padre, que ha cambiado. Pelea con el tipo que los sorprende cuando están dejando el lugar, Selim y la joven, pero finalmente consigue llevársela con su madre. Madre e hija se reencuentran y los Koçovali vuelven a ser reconocidos por su preocupación y cuidado de sus vecinos.

“DONDE ESTÁS Idris Baba?” Dice un grafiti
“ESTAMBUL ESTÁ EN ÇUKUR”

“DEJEMOS QUE NOS DIGAN LOS QUE NO SABEN HUIR”

Çumali visita a Aksim y le duele ver cuando descubre que su sobrina ha intentado suicidarse. “Si es que tengo un corazón, sosténlo con tus manos”. Las palabras de Çumali llegan al corazón de la muchacha y la escena nos conmueve. Sólo su dureza es comparable con su ternura. ** Nos gusta este personaje, como mira, como siente. “Tu eres el único recuerdo que me queda de tu papá (su hermano)” Aksim llora. Nosotros podríamos llorar también.

Ersoy llega al hospital para ver que hay en la morgue. Yamaç lo espera para saber más sobre los planes de Çeto y donde poder encontrar al químico. Ersoy le escribe en un papel la dirección del nuevo laboratorio donde podrá encontrarlo. Ersoy mientras en su visita al depósito de cadáveres, descubre que los cuerpos de los jóvenes que murieron cuando él fue herido, han sido desposeídos de sus órganos. Y los forenses no han sido. Alguien está comerciando con órganos ¿pero quién? ¿Çeto? ¿Mahsun? ¿Serán capaces?

Esa noche Mahsun amenaza a los ciudadanos de Çukur que les entreguen a los hermanos Koçovali o morirán uno a uno por culpa de ellos. Yamaç está vigilando para ver si ve salir al químico. Pero justo cuando Salih sale de ahí, Çumali le está avisando por teléfono de lo que está ocurriendo en Çukur y que deben ir a allí. Yamaç cita entonces también sin saber a Salih. Los Koçovali van a Çukur.

“Caminaremos entre las sombras y vamos a ir tras los Karakuzu” son las palabras de Çumali, que está dispuesto a no dejar que nadie atente contra los suyos. Los Karakuzu ya están entrando en las casas para llevarse a los jóvenes que sustituirán a los que murieron por culpa de Yamaç según Mahsun. Su amenaza comienza a llevarse a cabo. Se llevan a los más niños. Y así uno a uno, mientras los ovejas negras tratan de llevárselos, los irán rescatando también uno a uno y devolviéndoselos a sus padres.
Y así los Koçovali comienzan a ser apoyados por su gente, por Çukur. Çukur empieza a despertar.
Y aunque Mahsun se queja a Çeto que su plan no ha dado resultados, éste le demuestra, que ha aprovechado para hacer su propio redada de niños.

Yamaç se pregunta donde habrá estado su Abi Çumali toda la noche, sin sospechar que estaba viviendo su propia “vida en familia” con Yildiz. Meke va a buscarlo y Çumali le pregunta como pudo saber. El joven la comenta que su padre le habló de ello. Celasun está contando a Yamaç lo que ocurrió cuando lo apalearon y en ese instante aparece en el refugio Çumali. Yamaç respira tranquilo

En ausencia de Yamaç, Çumali aprovecha para junto con Celasun, sonsacar a Aliço sobre su nueva encomienda. Yamaç le ha pedido que vigile quien entra y sale del laboratorio. Y éstos deciden acompañarlo.

Yamaç iba a reunirse de nuevo a solas con Ersoy, quien ha descubierto unos archivos de Çeto que pueden aclarar lo de la compraventa de órganos. Pero Aliço ha llamado a Yamaç para confesarle que llegaron al laboratorio y Çumali no se contuvo.
Yamaç sale corriendo a ver que ha ocurrido dejando allí a Ersoy. Ante los disparos, Salih intenta huir del laboratorio y tropieza con Celasun.
Por otro lado, Ersoy, intercepta a Yamaç y le dice que le entregará a ambos, Çeto y Mahsun con una condición – acabar con ellos -.

¿Descubrirá Cesalun quien es el químico ? ¿Aceptará Yamaç matar a los líderes de los Karakuzu?

 Escrito Por – Be Bravo

ALL RIGHTS RESERVED

LEAVE A REPLY

Please enter your comment!
Please enter your name here